face
.
   

La historia de los mensajeros: Muhammad

La historia de los mensajeros: Muhammad

La historia de los mensajeros: Muhammad

La profecía del Sello de los Profetas

El profeta Muhammad, que la paz sea con él, es el sello de los profetas y el colofón final de los mensajeros. Jesús, que la paz sea con él, el último profeta israelita, anunció su llegada. Dice Dios, alabado sea: “Y [esto ocurrió, también,] cuando Jesús, hijo de María, dijo: “¡Oh hijos de Israel! Ciertamente, yo soy el enviado de Dios a vosotros, como confirmación de la verdad de lo que aún queda de la Torá, y para daros la buena nueva de un enviado que vendrá después de mí, cuyo nombre será Ahmad.” Pero cuando [aquel cuya venida Jesús había profetizado] vino a ellos con las pruebas claras de la verdad, dijeron: “¡Este [supuesto mensaje suyo no] es [sino] elocuencia fascinante!”” [As-Saff:6]

Así pues, las profecías de su llegada, que la paz sea con él, existen en la Torá y en el Evangelio. Dijo Dios exaltado sea: “Para aquellos que han de seguir al [último] Enviado, el Profeta iletrado a quien encontrarán descrito en la Torá que ya tienen, y [más tarde] en el Evangelio: [el Profeta] que les ordenará la conducta recta y les prohibirá la conducta inmoral, y les hará lícitas las cosas buenas de la vida y les prohibirá las malas, y les librará de las cargas y de las cadenas que [antes] pesaban sobre ellos. Quienes crean, pues, en él, le honren, le asistan y sigan la luz que se ha hecho descender a través de él -esos son quienes conseguirán la felicidad.”” [Al-Aaraf:157]

Es más, Dios tomó juramento a los profetas para que creyesen todos en Muhammad, que la paz sea con él, y como pacto para que lo apoyasen sí es enviado estando ellos con vida. Además, les ordenó avisar a sus pueblos de ello para que llegase la noticia a todas las naciones. Dijo Dios, glorificando sea: “Y, he ahí, que Dios concertó, a través de los profetas, este compromiso solemne [con los seguidores de revelaciones anteriores]: “Si, después de la revelación y de la sabiduría que os hemos concedido, viene a vosotros un enviado que confirma lo que ya tenéis, habréis de creer en él y auxiliarle. ¿Estáis resueltos” -dijo Él- “a aceptar Mi pacto en estos términos y a perseverar en él?” [Al Imran:81]

El evangelio niega la crucifixión
“Tomaron entonces piedras para arrojárselas; pero Jesús se escondió y salió del templo atravesando por en medio de ellos, y así pasó.”[Juan 8:59] “Procuraron otra vez prenderle, pero él se salió de sus manos.” [Juan 10:39] “Porque estas cosas sucedieron para que se cumpliese la Escritura: No se le quebrará ningún hueso.” [19:39] “Este mismo Jesús, que ha sido tomado de vosotros al cielo, vendrá así, tal como le habéis visto ir al cielo.” [1:11]

El sagrado Corán hace referencia a estas profecías y demuestra con ellas la veracidad de Muhammad, que la paz sea con él. Dice Dios alabado sea: “Y [si] quienes se obstinan en negar la verdad [te] dicen [Oh Profeta]: “Tú no has sido enviado [por Dios]”; di: “Nadie puede dar testimonio entre vosotros y yo como Dios; y [nadie puede dar testimonio como] quien entiende realmente esta escritura divina.”” [Ar-Raad:43]

www.aroadtohappiness.com

Evangelio de Bernabé

Muhammad… el sello de los mensajero
“Porque Dios me elevará de la tierra, cambiará la apariencia del traidor hasta que todos crean que soy yo, y aun cuando muera él de la peor forma, yo permaneceré en esa ignominia durante mucho tiempo en el mundo, hasta que llegue el santo mensajero de Dios, Muhammad, y me quite ese marca.”

Y dice Dios el Altísimo: “Y por cierto que estaba mencionada en las primeras Escrituras. ¿Acaso no es prueba suficiente para ellos (los incrédulos de tu pueblo, oh Muhammad!) que los sabios de los Hijos de Israel ya supieran acerca de él (el Corán)? [Ash-Shu’ara’:196-197]

Y dijo acerca de la postura de la Gente de la Escritura, de quienes se supone que serían los primeros en creer en él debido a que lo conocían a él, que la paz sea con él, como su conocimiento de sus propios hijos: “Quienes han recibido la revelación con anterioridad, la conocen como conocen a sus propios hijos: pero, ciertamente, una parte de ellos oculta la verdad a sabiendas” [Al-Baqara:146]

Y dijo Dios, alabado sea: “Y ahora, que ha venido a ellos un enviado de Dios, que confirma la verdad de lo que tienen, algunos de los que recibieron con anterioridad la revelación arrojan tras de sí la escritura divina, como si no supieran.” [Al-Baqara:101]

Así, las profecías encajaban perfectamente con Muhammad, que la paz sea con él, e indicaban que era el mensajero cuya llegada había anunciado Dios. No obstante, parte de ellos ocultan la Verdad a sabiendas y dejan a sus espaldas aquello que les llegó en sus libros sagrados como si no tuviesen constancia de ello.

La misión y el mayor milagro de Muhammad, que la paz sea con él

Muhammad, que la paz sea con él, trajo la misma creencia que habían traído los profetas y mensajeros anteriores. La creencia en la unicidad de Dios, Uno y Único, sin asociados. Dijo Dios el Altísimo: “Y [esto a pesar de que ya] antes de ti no mandamos a ningún enviado sin haberle revelado que no hay más deidad que Yo, [y que,] por lo tanto, habréis de adorarme [sólo] a Mí.” [Al-Anbiya’:25]

Asimismo, fue enviado confirmando los mensajes de todos los mensajeros y profetas que le precedieron sin ninguna distinción a la hora de creer en ellos: “No hacemos distinciones entre ninguno de ellos.” [Al-Baqara:136]

www.aroadtohappiness.com

Evangelio de Bernabé

El evangelio anuncia la venida de Muhammad
Seguirá así hasta que venga Muhammad, el mensajero de Dios, que dejará al descubierto este engaño a los creyentes en la Ley de Dios. El libro de Isaías dice: “Te di el nombre de Muhammad, santo de Dios, tu nombre será eterno.” Y el libro de Habacuc dice: Dios viene de Temán. El Santo viene del monte Parán.

El libro de Isaías dice: Y le daré lo que no daré ningún otro. Ahmad alabará a Dios y vendrá de la mejor tierra, la humanidad regocijará con él , exaltaran al Señor y lo glorificarán sobre todas las colinas.

De hecho, quien crea en Muhammad, que la paz sea con él, y no crea en cualquier profeta, un mensajero cuya mención se encuentra en el Corán, en realidad no cree en el propio Muhammad, que la paz sea con él: “En materia de fe, Él os ha prescrito lo que ya ordenó a Noé, y de lo cual te hemos dado conocimiento [Oh Muhammad] por medio de la revelación. Y también lo que ordenó a Abraham, a Moisés y a Jesús: Estableced firmemente la fe [verdadera], y no rompáis vuestra unidad en ella.” [Ash-Shura:13]

Y afirmó que es el Siervo de Dios: “Di [Oh Profeta]: “Soy sólo un mortal como todos vosotros. Me ha sido revelado que vuestro Dios es un Dios Único. Así pues, quien espere [con anhelo y temor] el encuentro con su Señor [en el Día del Juicio], que haga buenas obras, y que no atribuya parte en la adoración debida a su Señor a nadie ni a nada.” [Al-Kahf:110]

El Profeta, que la paz sea con él, era analfabeto, no podía ni leer ni escribir. Esa fue su descripción en los libros anteriores para que lo reconociese la Gente de la Escritura que conocían sus atributos que figuran en sus libros. Dice Dios, glorificado sea su nombre: “Para aquellos que han de seguir al [último] Enviado, el Profeta iletrado a quien encontrarán descrito en la Torá que ya tienen, y [más tarde] en el Evangelio: [el Profeta] que les ordenará la conducta recta y les prohibirá la conducta inmoral; les hará lícitas las cosas buenas de la vida y les prohibirá las malas; les librará de las cargas y de las cadenas que [antes] pesaban sobre ellos. Quienes crean, pues, en él, le honren, le asistan y sigan la luz que se ha hecho descender a través de él -esos son quienes conseguirán la felicidad.” [Al-Aaraf:157]

Dios realizó a través de él (tal y como había hecho con otros profetas que le precedieron) muchos milagros palpables por los sentidos. No obstante su mayor milagro fue el grandioso Corán que contiene relatos de los primeros y los últimos, y es una dilucidación, una guía, una misericordia y una buena nueva: “Y hemos hecho descender sobre ti esta escritura divina, gradualmente, como aclaración de todas las cosas, y como guía, misericordia y buena nueva para todos los que se han sometido a Dios.” [An-Nahl:89]

Y una clarividencia para los creyentes: “Esta [revelación,] es una vía de discernimiento para los hombres, y una guía y misericordia para gente dotada de certeza interior.” [Al-Yaziya:20]

El Profeta Iletrado, que la paz sea con él, demostró a la gente con el Corán aquello acerca del cual diferían: “Y [así mismo] hemos hecho descender sobre ti esta escritura divina sólo para que les aclares todas aquellas [cuestiones de fe] sobre las que han divergido.” [An-Nahl:64]

www.aroadtohappiness.com

Göethe

Poeta alemán
Un ejemplo supremo
Busqué en la historia una ejemplo supremo para la humanidad, y lo encontré en el profeta árabe Muhammad.

La actitud de su pueblo ante su llamamiento

Los incrédulos de Quraish sabían con certeza su veracidad y su fidelidad ya que antes lo llamaban “ el Veraz y Fidedigno”, pero a pesar de ello no creyeron en él, y Dios los desafíó a todos para que se pusiesen de acuerdo con toda la humanidad e incluso, con todos los seres invisibles para producir algo semejante a lo que trajo el Corán: “Di: “¡Si la humanidad entera y todos los seres invisibles se unieran para producir algo parecido a este Corán, no podrían producir nada parecido aunque se esforzaran al máximo en ayudarse mutuamente!”” [Al-Isra’:88-89]

Incluso siendo un pueblo de destacada elocuencia y grandes capacidades lingüísticas, fueron incapaces de hacerlo. Entonces, los desafíó a que produjesen con la ayuda de quienes quieran diez capítulos similares a los suyos: “¿O es que decís: “¡[El propio Muhammad] ha inventado este [Corán]?” Diles]: “¡Presentad, entonces, diez suras comparables en mérito, inventadas [por vosotros], y llamad [para ello] en vuestra ayuda a quien podáis, aparte de Dios, si es verdad lo que decís!” [Hud:13]

Aun así, fueron incapaces y les retó de nuevo a reproducir un solo capítulo semejante a él: “Y si tenéis dudas sobre cualquier porción de lo que hemos hecho descender, gradualmente, sobre Nuestro siervo [Muhammad], presentad un sura comparable en mérito.” [Al-Baqara:23]

Fueron incapaces teniendo los poetas más elocuentes y laureados.

La compleción de la dádiva de Dios, Su victoria y Su apoyo

Los incrédulos de Quraish continuaron en su incredulidad. Dios ordenó a Su Profeta tener la paciencia de los profetas y mensajeros más grandes que le precedieron: Abraham, Noé, Moisés y Jesús, que la paz sea con todos: “Sé, pues, paciente en la adversidad, [Oh creyente,] como lo fueron todos los enviados, dotados de un corazón firme.”[Al-Ahqaf:33]

Tuvo paciencia y continuó evitarles y enseñarles a través de sus palabras y sus excelsos modales. Dios lo protegía y guardaba: “¡Oh Profeta! ¡Dios es suficiente para ti y los creyentes que te siguen!” [Al-Anfal:64] “¿Acaso no es Dios suficiente para Su siervo?”[Az-Zumar:36]

Dios le dio victoria sobre ellos tal y como se la dio a los profetas y mensajeros: “Dios ha decretado: “¡Ciertamente, venceré, Yo y Mis enviados!” ¡Realmente, Dios es Fuerte, Todopoderoso!” [Al-Muyadala:21]

www.aroadtohappiness.com

Michael Hart

Escritor estadounidense
Pregunta y el Corán te responderá
Estudié el Corán y encontré en él las respuestas a todas las preguntas de la vida. Estudié el Corán y encontré en él las respuestas a todas las preguntas de la vida.

Y dijo Dios, alabado sea: “Se emitió Nuestra palabra a Nuestros siervos, los mensajeros: ¡En verdad serían ellos los auxiliados, y que, en verdad, Nuestros ejércitos serían los vencedores!” [Al-Saffat:171-173] “Ciertamente, hemos de auxiliar en verdad a Nuestros enviados y a los que han llegado a creer, en esta vida y en el Día en que se pongan en pie todos los testigos.” [Gafir:51] (24)

Los incrédulos quisieron poner fin a su mensaje y apagar su luz. No obstante, Dios completo su favor: “Quieren apagar la luz de Dios con sus palabras: pero Dios ha dispuesto que Su luz resplandezca plenamente, por más que les pese a los que niegan la verdad. Él es quien ha encomendado a Su Enviado [la misión de propagar] la guía y la religión de la verdad, para que Él la haga prevalecer sobre toda religión [falsa], por más que les pese a los que atribuyen divinidad a otros junto con Dios.” [As-Saff:8-9] años.

www.aroadtohappiness.com

David benjamin keldani

Ex-arzobispo de Mosul
“Y Ahmad para la humanidad”
La expresión común “Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz entre los hombres en quienes Él se complace.” No era así, sino que era: “Gloria a Dios en las alturas, paz en la tierra y para la gente Ahmad.”

Así, Dios completó su favor, hizo que el islam triunfase y confirmase la unicidad de Dios existente en todas las religiones. Así completó su dádiva para la humanidad con este mensaje y con esta religión: “Hoy he perfeccionado para vosotros vuestra ley religiosa y os he otorgado la medida completa de Mis bendiciones, y he dispuesto que el Islam sea vuestra religión.” [Al-Ma’ida:3]

Además, protegió la religión e hizo que el Mensaje fuese eterno hasta el fin de los tiempos: “Ciertamente, somos Nosotros quienes hemos hecho descender, gradualmente, este recordatorio: y, ciertamente, somos Nosotros quienes en verdad lo protegemos [de toda alteración].” [Al-Hiyr:9]

Es el Mensaje final después del cual no hay otro mensaje: “[Y sabed, Oh creyentes, que] Muhammad no es el padre de ninguno de vuestros hombres, sino el Enviado de Dios y el Sello de todos los Profetas. Y Dios tiene en verdad pleno conocimiento de todo.” [Al-Ahzab:40]

www.aroadtohappiness.com

Henri DiCastro

Dirigente military francés
El inimitable Corán
El Corán hechiza las mentes, cautiva los corazones, y fue revelado a Muhammad como prueba de su veracidad.

Y es el mensaje que permanecerá hasta que la tierra y quienes la habitan vuelvan con Dios.

¿Cuál es entonces este Mensaje eterno que cuenta con la protección de Dios hasta el Día del Juicio Final?

  - Pertenecientes de la novela
  - Pertenecientes de los libros
  - Pertenecientes de los videos
La ley y la ética